Me pitan los oídos, ¿a qué se debe?

Se calcula que aproxidamente el 17% de la población ha sufrido ese horrible pitido en los oídos. A veces ha podido ser temporal o, bien, se ha quedado para siempre. No se trata de una enfermedad sino de un síntoma relacionado con el sistema auditivo el cual se trata de percibir un sonido sin que haya una fuente sonora que lo esté produciendo y se le denomina acúfenos o tinnitus.



LOS ACÚFENOS PUEDEN AFECTAR A NUESTRO DÍA A DÍA


La mayoría de las veces, estos pitidos son transitorios, pero, si se quedan de forma permanente puede resultar molesto. Dependiendo de la intensidad del acufeno, si este es severo, la persona puede llegar a sufrir problemas en su vida diaria como por ejemplo dificultad a la hora de escuchar, trabajar o dormir.


Si este problema se alarga en el tiempo y a niveles severos, puede derivar desde irritabilidad hasta provocar una depresión o ansiedad (solo en el caso de que los pitidos sean muy intensos y constantes).


¿POR QUÉ SE PRODUCE ESE SONIDO?


Aunque, en la actualidad, no existe una razón propiamente dicha el acufeno se origina por una alteración del sistema nervioso o un aumento de la sensibilidad de hacia ruidos externos. Algunos de los factores que facilitan su aparición pueden ser:

  • Hipoacusia (pérdida de audición).

  • Infecciones en el oído, como por ejemplo otitis.

  • Ingesta de algunos fármacos.

  • Estrés.

  • Problemas cervicales, que ocasionan vértigo y este, a su vez, un problema en el oído.

  • Patologías previas, como las cardiovasculares, anemias severas, enfermedades neurológicas.

¿CÓMO TRATAR LOS ACÚFENOS?


No existe un tratamiento farmacológico para eliminar estos pitidos. Es por ello que la mejor forma de tratarlos es la eliminación de la causa que los provoca.


En la mayoría de los casos, el acufeno no requiere ningún tipo de intervención profesional puesto que son temporales. En el caso de que este pitido se prolongue en el tiempo, se deberá acudir a un especialista, en este caso un otorrinolaringólogo. Este podrá descartar si el problema es auditivo o no, y en el caso de no serlo, desviar a la persona a otro especialista para así poder eliminar el problema que está causando los acúfenos.


Desafortunadamente, en muchos casos no se averigua la causa, es por ello por lo que existe una terapia denominada de reentrenamiento o habituación, siendo su objetivo: aprender a tolerar estos pitidos, es decir, no prestándoles atención a pesar de tenerlos.


No dudes en acudir a un especialista si sufres algún problema de audición, porque es muy importante cuidar la salud auditiva. Y recuerda, en Innova puedes realizarte la revisión anual auditiva de forma gratuita así que ¡reserva tu cita!

4 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo